Piedras hacia fuera

Un enfadado chaval vaga por un camino golpeando con el pie todo cuanto se encuentra, latas, piedras…

Caminando y caminando llega hasta un inmenso lago. Que bella visión, el sol radiante rebotando en el espejo del lago, una gran cantidad, una gran cantidad de enormes y verdes árboles reflejados en el ojo del lago. Se pueden oir cantos de los pájaros de no muy lejos. Todo esta aparentemente en calma, en armonía.

De repente algo convulsiona la tranquilidad de el todo, el espejo del lago se quiebra y comienza a desfigurar todo cuanto refleja. La luz del sol no es más que la chispa de un avivado infierno y los deformados árboles cogen formas aterradoras. El agua se mueve en violentas ondas que sacuden el lago de esquina a esquina, los pájaros huyen volando.

Entonces el muchacho vuelve a coger y a tirar otra piedra contra el lago. El lago se vuelve a retorcer como si se le clavara la punta de una flecha y este movimiento se siente de orilla a orilla. El muchacho algo mas calmado se acerca a la orilla y ve su temblorosa imagen en el agua. Todavía se estremece el lago y le muestra un confuso pasado, un borroso presente y un incierto futuro.

Una respuesta to “Piedras hacia fuera”

  1. Una vez soñé algo así… es casi una pesadilla.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: